Cueva del Toro: Iniciación + Limpieza + Reinstalación

2019-05-04 11.28.02


El sábado pasado estuvimos en la Cueva del Toro, en Torremolinos.

Habíamos estado en la misma cueva algunas semanas atrás, pero queríamos repetir, por un lado porque se trata de una cueva que está cerca de casa, es sencilla, y la consideramos ideal para algunos compañeros que están iniciándose. Y por otra parte queríamos aprovechar la visita para reinstalar algunos anclajes y de paso sacar un poco de basura, ya que el estado de la cueva es un poco lamentable en cuanto a cantidad de basura, sobre todo latas y botellas de plástico, que personas sin ningún tipo de aprecio por el medio ambiente habrán ido tirando a saber cuánto tiempo atrás.
En cuanto a la instalación, colocamos algunos nuevos parabolts. Empezamos fuera de la cavidad: tras abrir la reja hay un “destrepe” de unos 6 metros; aunque cualquier espeleólogo iniciado lo puede superar sin ninguna dificultad sin cuerda, consideramos oportuno instalar cuerda para facilitar el acceso a los más nuevos, sobre todo a los niños. Para ello instalamos un parabolt a pocos metros de la reja, que junto con un natural a una piedra cercana se puede usar como cabecera.
Ya dentro de la cavidad y pasada la primera gatera, instalamos dos parabolts en la cabecera de acceso al primer pozo, y unos metros más abajo un nuevo parabolt para fraccionar justo al tomar la vertical. Pocos metros más abajo, donde se toca pared, había una clavija en buen estado y varios parabolts en muy mal estado, oxidados, con mucha dificultad para roscar las tuercas. Por ello instalamos un nuevo parabolt, que junto a la clavija se pueden usar para formar una cabecera, ya sea para acceder al pozo inferior o bien para salir en pasamanos hacia la galería lateral donde se encuentra la sala con la colada y figura del “Toro”. Para acceder a esta sala hay que superar un pequeño pozo de poco más de 3 metros de altura, usando para ello un anclaje que existe y está en buen estado, con argolla incluida.
Una vez bajamos a la nueva sala, justo debajo de la colada había dos parabolts para poder bajar al último pozo. Aquí también instalamos dos nuevos parabolts, ya que los que existían estaban en muy mal estado: uno de ellos hasta se movía, y el otro tiene mucho óxido y es muy difícil roscar apenas dos vueltas.
En resumen, para hacer la cueva entera ahora se puede usar:
  • 1 cuerda de 15 metros aprox. para acceso a la cueva (opcional para espeleólogos iniciados)
  • 1 cuerda de 30 ó 35 metros para el primer pozo. Con ésta misma se podrá bajar al pozo inferior y luego montar en pasamanos y bajar a la sala del Toro.
  • 1 cuerda de 15 metros aprox. para el último pozo (bajo la colada del Toro)
  • 11 mosquetones + chapas + tuercas para los parabolts

Acabamos el artículo incluyendo un pequeño vídeo recordatorio de la visita, donde también se pueden ver algunas de las instalaciones hechas, por si sirve de ayuda a alguien. 🙂